Capital Federal | Av Caseros 3029 (casi la Rioja) | Tel. 54 11 4943-7989
La Plata | Calle 7 y 45 (45 Nº 596 - 1º Piso) | Tel. 54 221 422-9079

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Plasma rico en plaquetas para odontología

Todo cirujano necesita de 6 a 9 meses para que la integración entre el implante y el hueso esté en condiciones para realizar la fase de prótesis permanente sobre el implante. Con esta nueva técnica , reducimos este tiempo a la mitad, ya que se acelera el tiempo de formación o regeneración ósea, y la calidad del hueso alrededor del implantes es muy alta si se compara con otros tratamientos que se están usando hasta ahora en el mundo

 

El plasma rico en plaquetas ayuda a..

> Reducir la inflamación y el dolor local.
> Acortar los tiempos de recuperación.
> Mejora los resultados de cicatrización.
> No hay riesgo de rechazo.

Ventajas

> Acelerar la reparación ósea al fortalecer la calidad del hueso formado (osteogénesis).
> Cicatrización rápida de heridas, ya que aumenta la angiogenesis y estimula la síntesis y diferenciación de las células precursoras.
> Aceera la reparación y cicatrización de las heridas, liberando factores que estimulan la reproducción de las células. (fibrobastos y cel. endoteliales)

Un coágulo natural de la sangre contiene un 93% de glóbulos rojos, un 6% de plaquetas y menos de un 1% de células blancas.

Un coágulo o gel de plasma rico en plaquetas contiene un 94% de plaquetas, un 5% de glóbulos rojos y un 1% de células blancas.

Propiedades

> Inducir mitogénesis.
> Inducir angiogénesis.
> Estimular la liberación de factores de crecimiento de otras células que promuevan la síntesis de fibroblastos y osteoclastos.
> Inducir la liberación de los factores de crecimiento de otras células circundantes.

Los equipos utilizados son microcentrifugadoras.

El procedimiento puede ser realizado:

> En la consulta odontológica.
> En servicios hematológicos.
Independientemente del lugar donde se va a realizar, es importante para el éxito de este procedimiento que las plaquetas presenten calidad y cantidad favorables para la obtención de PRP.

Si la obtención se realizara en un banco de sangre, existiría la posibilidad de, mientras de prepara el PRP, realizar el recuento de plaquetas para certificar y confirmar que estas se encuentran numéricamente dentro de los valores esperados.

Si la obtención se realizará en un banco de sangre existiría la posibilidad de, mientras se prepara el PRP, realizar el recuento de plaquetas para certificar y confirmar que estas se encuentran numéricamente dentro de los valores esperados.

La secuencia del proceso es básicamente la siguiente:

> Punción venosa.
> Extracción de la sangre.
> Separación celular.

Punción venosa

> Se realiza la extracción de la sangre al paciente de la región antecubital, unos minutos antes de comenzar la cirugía.

Obtención de la sangre

En el banco de sangre, se efectúa un acceso venoso através de una cánula que permite la retirada de la sangre venosa y esta se almacena en bolsas rotuladas con anticoagulantes listas para el proceso de centrifugación.

Separación celular

> La separación de los elementos de la sangre después del proceso de centrifugación se da en función de la densidad, de mayor a menor.
Existen dos protocolos
> Única centrifugación.
> Doble centrifugación.

La primera centrifugación se puede realizar a una velocidad de 280 g (1.400 rpm) durante 7 minutas.
Con esta primera centrifugación se consigue separar la sangre completa en una franja roja inferior de hematíes y tra amarillenta superior de plasma.

Se extrae el plasma amarillento (PPP) del tubo de sangre con una jeringuilla y posteriormente se introduce en un nuevo tubo, se coloca el tapón del tubo de ensayo y se realiza la segunda centrifugación.
El objetivo de la segunda centrifugación es separar y concentrar todavía más las plaquetas obteniendo como producto final el plasma rico en plaquetas; se hará a una velocidad de 400 g (2000 rpm).

La concentración normal de las plaquetas en el hematocrito es de 33-40% de plaquetas, pero tras el proceso de doble centrifugación se puede obtener una concentración de plaquetas de 330% aproximadamente.

Fase quirúrgica

Una vez obtenido el plasma rico en plaquetas, puede aplicarse al lecho mezclado con un material de injerto o bien utilizarse sin mezclar, y se puede aplicar n el lecho activándolo o no previamente.
Puede activarse solo (tarda demasiado) o mediante compuestos cálcicos.

Proceso de regeneración

Momento de colocación

En un primer momento, se establece en el lecho un coágulo de fibrina debido a la agregación plaquetaria, con lo que se favorece la paarición de un entorno de hipoxia respecto al lecho receptor bien oxigenada.
Todos estos estímulos provocan el inicio de la revascularización de la zona, la migración de células pluripotenciales, de células osteocomponentes y la mitogénesis de células osteoprogenitoras y fibroblastos.

En este ambiente, la cicatrización ósea comienza por la liberación de fcatores de crecimiento en el injerto.

Los factores liberados son, principalemnte, PDGF, TGF-B e IGF.


Si desea comunicarse con nosotros CLICKEE AQUI